domingo, agosto 27, 2006

Los recuerdos viajan en papel

No pasó hace mucho ¿o sí? En realidad no sé bien hace cuanto. Rápido o lento. Comenzaba mi estudio de las leyes. A ella la conocía hacía varios años. Algunas personas le decían Chabela y se enojaba, yo le decía "...". Nuestra relación era rara; siendo amigos nos veíamos de forma distinta. Sin ser bonita era una mujer muy atractiva, pero nunca le dije nada hasta que decidió salir a México. Entonces supe que no quería dejar de verla.
Cuando se fue me escribió varias veces. Todas sus cartas las recibí pero nunca las abrí. Me había prometido leer todo lo que me escribieran, pero quizá perdí el valor de hacerlo.
Regresó en algunas ocasiones y salimos, nunca comentamos el contenido de las cartas y nuestra relación siguió como un guión de cine de autor.
Sus visitas se hicieron más esporádicas y me fue más fácil verla por televisión que en vivo.
Después, un día de tantos, me dio por leer las cartas. Me enteré de muchas cosas que pensaba pero que nunca dijo. En consecuencia no se las pude contestar. Todo aquello era cosa del pasado.
Ayer, hojeando el periódico, la vi muy feliz en una foto de su boda. Se me arrancó un suspiro lento en la mente y ahí se quedó.
Apuré mi café y me dispuse a terminar de preparar el desayuno de mis hijas.

2 comentarios:

Hib dijo...

Awwww:(

La ChiCa X dijo...

me pasó algo muy parecido.. a veces me pongo a pensar " y si hubiera..."
lo que si estoy segura es que nunca lo sabré